Hemos vuelto a la playa, y como el año pasado… ya estamos pensando en la ruta veraniega! en nuestra escapada! en las aventuras inspiradas en países lejanos! en lo que queremos ver! en lo que no nos queremos perder! y dónde queremos perdernos!

.

Se trata de escoger un destino en… Ásia!!!

– Uiii… sí, sí! Ásia… como es tan pequeña, no?

– Bueno… por lo menos, nos limitamos a una porción del mundo.

– Sí, ya te digo! una porción 44 millones de km quadrados, el 30% de la tierra emergida; y dónde habita el 60% de la población humana.

– Hombre… ya se que no los podremos saludar a todos ;)

La tierra asiática se extiende de oeste a este, desde el mar rojo hasta Japón; de norte a sur, desde la Siberia hasta Indonesia. Con tal magnitud, lo que puede ofrecer este continente, es un abanico infinito, una locura de países, ciudades, culturas y curiosidades.

Que cosas interesantes/curiosas nos gustaría visitar en el lejano mundo? la cueva de Hang Son Doong en Vietnam; Cruzar la transiberiana de los huesos (info: su construcción); alcanzar el monasterio del nido del Tigre (Taktshang) en el valle de Paro, de Bhutan; visitar la tribu de los batak en el lago Toba, al norte de Sumatra (Indonesias); atravesar Nepal por el valle de Katmandú y Pokhara; dormir en la ciudad monasterio de Labrang, que alberga más de 2000 monjes; andar la gran muralla china; Visitar la tribu T’boli del Lago Sebu, en la isla de Mindanao de Filipinas; paseo por el mercado de antigüedades de Pan panjiayuan, en Beijing; alzar la vista 35 metros para admirar los budas de las paredes de Maiji Shan, en Tianshui, China; pasar un atardecer frente al templo blanco de Wat Rong Khun en Tailandia; hacer trekking entre campos de arroz en Camboia; Subir al volcán extinguido Halla desde Jeju-do, en una isla a 64 km de Corea; Alojarnos en una Ger de Mongolia; ver el colosal buda de bronce de Showa Daibutsu en Japón; cruzar por el corredor de hielo de Wakhan desde Afganistán a China; etc… también hay que tener en cuenta temas peliagudos como que, en Octubre del año pasado entró en erupción un volcán en Indonesia, y que Japón ha sido arrasado por un terremoto de 9,3 y engullido por un tsumani (fotos desde el satélite. fuente: New York Times).

Pero… uno de los viajes que siempre ha fascinado profundamente por su exotismo, y que empezó hace más de 21 siglos, es la Ruta de la seda… y lo más curioso, la ruta marítima, es aún más antigua!  :o

La conocida ruta de intercambio de productos y cultura, conectaba la actual Xi’an en China, con Estambul en el Mediterráneo. Los viajeros, comerciantes y caravanas, se trasladaban de Oriente a Occidente y de Occidente a Oriente… les ofrecían descanso y avituallamiento, una ristra de fascinantes y espectaculares ciudades . El relato de sus maravillas fue pasando de boca en boca de un extremo del mundo conocido al otro, haciendo soñar, aún hoy, a pequeños y mayores. MAPA ANTIGUO.

.

Turquía.

Se puede cruzar Turquía en autobús y tren, de oeste a este, e ir parando en sus principales peculiares ciudades.

Estambul.- (la antigua Constantinopla) mezcla de oriente y occidente, tomando un te en sus terrazas, visitando lo caravanserais y paseando por sus bazares, se empieza a palpar el ambiente de la Ruta.

Ankara.- sede del parlamento, ministerios y demás instituciones gubernamentales. Aún se pueden visitar las antiguas tiendas, dónde se tejen a mano vestidos, alfombra, cuero, etc… y dónde hay que regatear.

Divriği.- un pequeño pueblo rural, dónde lo más conocido, es su gran Mezquita dedicada al Sultán Seljuk.

Erzurum.- comparten sus calles personas armenias, persas, romanos, bizantinos, árabes, selyúcidas y mongoles… por ser un cruce entre rutas comerciales.

Dogubeyazit.- desde esta ciudad fronteriza, queda enmarcado el Ararat o la “montaña del dolor“, un volcán de 5.137 m. cubierto de nieve perpetua; en el Génesis se identifica esta montaña, como el lugar en el que se posó el Arca de Noé después del diluvio.

Irán.

Su cultura preislámica e islámica, influyó incluso en tierras cercanas; monumentales palacios, tumbas excavadas en las rocas, esculturas, bajorelieves… cruzar es toda una aventura. Aquí, unos buenos consejos para el viaje.

Tabriz.- el principal atractivo de la ciudad está en su laberíntico bazar, y en las mezquitas turquesa y azul. A una hora, en Kandovan, se pueden visitar las casas excavadas en la roca aún habitadas.

Masuleh.- clima fresco, y caminatas por el bosque hasta el antiguo templo Zoroastro. Si la visita coincide con el Sisdabedah (13 días después del equinocio de primavera, el Nowruz), es típico realizar un picnic.

Bandar-e-Anzali.- a las orillas del mar Caspio, es la conocida capital mundial del caviar.

Tehrán.- situada a los pies de los montes Elburz, esta capital cuenta con 8,5 millones de habitantes.

Hecatompylos.- la planície de Šahr-e Qumis es un desierto que alberga los vestigios de la vieja ciudad.

Mashhad.- en la frontera con Türkmenistan, es considerada la segunda ciudad Santa Islámica. El bazar, es su corazón comercial, y la plaza Astan Qods e Razavi, su corazón religioso (allí reposa, la tumba del Imán Reza).

Turkmenistán.

Probablemente fue poblada, en tiempos remotos, por las tribus turcomanas que llegaron procedentes de las Altái, las montañas doradas de Siberia. Ex-república soviética… las Naciones Unidas la consideran actualmente, como uno de los regímenes más represivos y dictatoriales del sistema internacional.

Tejen.- o Tedzhen, entre la capital Ashgabat y Merv, es una de las estaciones del ferrocarril trans-caspio, el que sigue la Ruta de la seda por Turkmenistán.

Merv.- es la ex-ciudad oasis en los tiempos de la Ruta, mejor conservada de toda Ásia. En Mery, Omar Jayyam construyó su gran observatorio astronómico.

Türkmenabat.- o Chärjew, en el valle del Amu-Darya, se bifurcan las vías para cruzara a Uzbekistan. Antes de llegar, a 70 km, se cruza la reserva Repetek, famosa por los zemzen (cocodrilos del desierto).

Un turcomano se identifican fácilmente, por el tradicional y gran sombrero telpek negro, hecho con piel de oveja.

Uzbekistán.

Ciudades cargadas de história y monumentos que testifican su importancia en la milenária ruta. Para entrar y obtener el visado es necesario a parte del pasaporte, una carta de invitación de algún ciudadano u organismo. Se puede viajar en tren, lunes y viernes el trans-caspio se desliza por estas tierras.

Bukhara.- Bujará o Buxoro, empieza la ruta que rodea los Pamir por el norte. Patrimonio de la humanidad, su arquitectura y monumentos arqueológicos, forman parte de los pilares de la historia y arte persa.

Samarkanda.- se estima que fue fundada en el siglo VII a.d.C. Es imprescindible una visita a su centro medieval, dónde se alzan las impresionantes madrazas de Ulugh Beg (1420),  Sherdar (1636, reflejo exacto de la anterior) y Tilla-Kari (1660)… o a la calle Ruy González de Clavijo.

Tashkent.- el principal centro económico del país; su nombre de origen turcomano, significa “ciudad de piedra”, y conserva se conserva uno de los ejemplares más antiguos del Corán.

Kokand.- situada en el valle de Fergana, es el principal cento de comunicaciones, y dónde la ruta de la seda se vuelve a dividir hacia el norte y el sur. En su centro se encuentra el palacio en ruinas de Khudayar Khan.

Andiján.- la última ciudad importante antes de abandonar Uzbikistán hacia Osh (Kyrguiztan). Se puede ir en un bus urbano publico a la misma frontera, por un precio simbolico. El cruce es muy rapido.

Son muy curiosos los sombreros típicos, los tubeteika, y el juego nacional, el buzkashi.

Kirguistán.

Cruzando hacia China… es la tierra de los glaciares más grandes del mundo, campos enormes de nieve, ríos impetuosos, lagos azules de montañas, flores alpinas y gran diversidad animal. Se accede por los pies de uno de los colosos más impresionantes del Pamir, el pico Lenin de 7.134 m. Tiene una historia rica, una cultura especial y muchas tradiciones curiosas. El 31 de agosto se celebra la fiesta de la independencia.

Osh.- la hospitalaria capital de sur, cuenta con el mercado al aire libre más grande y más concurrido de Ásia central. Sus callejuelas, cafés y restaurantes, acogen y acogieron a los viajeros de la Ruta. Adornada con petroglifos, se alza en el centro de la ciudad la montaña de cinco cabezas Suleyman (Suleyman-Too).

Sary Tash.- es el hogar de pastores seminómadas y sólo hay un bus diario que hace el trayecto desde Osh.

Irkeshtam.- desde el desordenado y precario pueblo, se accede a uno de los pasos de montaña-fronterizos mas inhóspitos del planeta. Se puede pasar la noche en una habitación del carvanserai con alfombras en el suelo, en alguna en casa particular o en una yurta (ver Sheperd’s Life, homestays, trekking, salidas a caballo, escalada,… con participación de la gente local). Hay 2 puntos fronterizos kirguiz separados 3 km, 2 puntos más chinos, y 250 km hasta Kashgar.

La bebida tradicional hecha con leche de yegua, es el kumis.

Y… China.

Atravesar el inmenso país siguiendo los pasos de la Ruta de la seda, y encontrar rincones como en los cuentos de Aladino

Kashgar.- entre las montañas de Tian Shan y el desierto de Taklamakan, es un oasis estratégico, dónde se unía a varias ramificaciones de la Ruta. Ciudad musulmana, cuenta con la mezquita más grande de China, espectaculares monumentos y bazares centenarios dónde se celebra, el más famoso de los mercados dominicales de ganado.

Hotan.- escogiendo la ruta del sur, se llega a otra ciudad oasis situada en la cuenca del Tarim Basin, región de la étnia Uygur. Uno de los atractivos de este enclave, está en las excusiones: desde Khotan a las ruinas de Melikawat; en dromedario por el desierto de Taklamakan

Minfeng.- en la travesía, se pueden encontrar edificios, mezquitas y palacios, que te transportan al pasado.

Dunhuang .- conocida antaño como Shachou “la ciudad de las Arenas”, y rodeada por el lago en forma de media luna, protege las cavernas de los Mil Budas entre otros tesoros arqueológicos.  A partir de aquí, ya se puede tomar el tren nocturno y quemar kilómetros.

Yumen.- este paso en el desierto del Gobi, forma parte de corredor de Gansú, y su muralla limitaba la tierra habitada. Un poco más al este, en Jiayu (una construción majestuosa y sólida) empieza La Gran Muralla que atraviesa el desierto de Gobi y las montañas.

Wuwei.- es un enlace importante de carreteras y ferrocarriles.

Xi’an.- Chang’an, dónde confluyen 8 ríos y arroyos, era el punto iniciático de la Ruta de la Seda por el Oriente, hoy en día cuenta con 3 millones de habitantes. Se puede visitar entre otras grandes construcciones, la Gran pagoda del Ganso salvaje. Siguiendo el majestuoso río amarillo por el corredor de Hexi (o Gansú) se termina en Beijing.

Fuentes que hemos consultado:

La excursión de esta mañana, acabó con una comida en el chiringuito de la Platja Llarga, el Tòful de Mar. Un arrocito negro!!! mhhhh!!!  ;)

.